Martes, 20 de noviembre de 2018

Cuidados Paliativos en enfermos terminales y cardiovasculares crónicos

El martes 6 de noviembre se realizó con gran asistencia, tanto virtual como presencial, una nueva Reunión Clínica de la Sociedad. Esta vez, se presentó una visión de dos enfermeras universitarias que trabajan en unidades de cuidados paliativos, con su experiencia en el tratamiento de pacientes crónicos o terminales. Un acompañamiento terapéutico integral, con equipos multidisciplinarios, ayuda a aliviar el dolor y la experiencia vital en las etapas finales de la existencia.

EU. Carmen Luz Guardamagna y EU Sandra Castro, expositoras en la reunión ACHED de noviembre. EU. Carmen Luz Guardamagna y EU Sandra Castro, expositoras en la reunión ACHED de noviembre.

La EU Lorena Méndez, Secretaria del Directorio de ACHED, hizo una introducción al tema de cuidados paliativos en enfermos terminales y enfermos cardiovasculares crónicos. Para dar un enfoque en profundidad al tema, presentó a las expositoras, EU Sandra Castro, del Centro de Responsabilidad en Cuidados Paliativos del Instituto Nacional del Cáncer (INC), con su tema “Cuidados al final de la vida, la mirada del INC" y la EU Carmen Luz Guardamagna, enfermera del Hospital del Salvador, quien nos entregó experiencia en cuidados paliativos en pacientes cardiovasculares crónicos.

Cuando el equipo de atención médica del paciente con cáncer determina que el cáncer ya no puede ser controlado, por lo general, cesan los exámenes clínicos y el tratamiento del cáncer. Sin embargo, la atención de la persona continúa, con énfasis en mejorar tanto su calidad de vida como la de sus familiares, y en mantener el bienestar de ellos durante las semanas o meses siguientes.

La enfermera especialista en CP Sandra Castro comentó qué es lo que hace el INC con los pacientes cuando entran en la etapa de agonía, siendo de suma importancia reconocer los síntomas entre los que destacan confusión, alucinaciones, somnolencia o agitación, entre otros factores a evaluar.
Una vez reconocidos estos síntomas, se realiza un trabajo del equipo médico y la familia, quienes en conjunto deberán acompañar al enfermo en todo momento en las etapas finales de su vida. Se evalúa qué es lo que quiere el paciente, ya que se privilegia su voluntad mientras esté lúcido y en plena conciencia de su estado. Además, se conversa con la familia para afrontar el futuro duelo y se evalúa la posibilidad de que el paciente pueda estar en su domicilio, siendo éste un lugar más acogedor para sus últimos días.

“Es importante el acompañamiento, junto a todas las medidas médicas para poder ayudar al paciente a irse tranquilo y sin dolor”, puntualizó la enfermera Sandra Castro.

Carmen Luz Guardamagna, enfermera del Hospital del Salvador, la segunda expositora, presentó el tema "Descubrimiento de la necesidad de Cuidados Paliativos en Cardiología". Su charla se basó en su experiencia como parte del equipo de Cardiología del H. Salvador y de los pacientes a quienes trata directamente.

La insuficiencia cardiaca (IC), por ejemplo, es una afección grave equivalente a una enfermedad maligna en términos de carga de síntomas y mortalidad. Los cuidados paliativos están poco desarrollados en la IC, a pesar de ser, junto al tratamiento médico óptimo, necesarios para el adecuado control de síntomas y conseguir el máximo bienestar del paciente.

Según cifras recogidas en la última Encuesta Nacional de la Salud 2017, el 30% de los fallecimientos que ocurren anualmente en Chile, se deben a enfermedades cardiovasculares, ya sea por accidentes cerebrovasculares e infartos agudos al miocardio.

Según señala la profesional, la mayoría de estas enfermedades son detectadas de forma secundaria al consultar por otras dolencias. Ante este escenario, es importante que una vez diagnosticada la enfermedad y según su cronicidad, procurar cuidados paliativos cuando así lo disponga el equipo tratante.

Los cuidados paliativos (CP) están poco desarrollados en las cardiopatías y la razón principal se debe a la incertidumbre sobre el pronóstico, debido a la trayectoria imprevisible que caracteriza a esta enfermedad y que cursa con reagudizaciones y mejoría de la sintomatología, múltiples veces antes del fallecimiento.

La atención hospitalaria al paciente con IC terminal se ha centrado generalmente en la resolución del cuadro agudo y en el alivio de síntomas físicos, procurando el máximo bienestar posible al paciente. Se relegaban las necesidades psicosociales y espirituales y la atención al duelo y a las familia a un segundo plano.

Actualmente, por la experiencia de la EU Guardamagna, se tiene una percepción integral, abordando al paciente en los ámbitos, físicos, psicosociales y espirituales, con la necesaria coordinación entre profesionales de los diferentes niveles de atención sanitaria, para reducir la fragmentación en la atención, mejorar el apoyo y la continuidad de cuidados.

Galería de Fotos

IASP

XI Congreso de Dolor y II Congreso de Cuidados Paliativos

Paincamp

Socios Benefactores

Revista El Dolor

Global Year

Change Pain

Guia de DNL

Síguenos en Facebook

No hay agendas